Cuando un hotel o un paquete vacacional tiene la opción de Todo Incluido o All Inclusive, se refiere a que contarás con alimentos y bebidas nacionales e internacionales incluidas sin costo adicional. También puede considerarse los shows nocturnos y algunas actividades que se lleven a cabo en las instalaciones, aunque es conveniente asesorarte con tu agente de viajes sobre que incluye cada hotel.

Este tipo de paquetes Todo Incluido se han puesto de moda últimamente en los viajeros, y no es para más, si podrás tener todo a un precio que en algunas ocasiones, es bastante bajo. Imagínate estar en uno de los camastros del hotel, a la orilla de la playa y que te estén trayendo tu bebida favorita cada que la terminas, además de disfrutar de unos ricos nachos y botanas. Cenar o comer en los diferentes restaurantes de los hoteles e inclusive tener una cena romántica o especial, en cada uno de los restaurantes de especialidades.

De esta manera es como funcionan los Hoteles Todo Incluido, sin embargo, ¿qué tan convenientes son? Bueno, eso dependerá del sentido que tengas para tu viaje. A continuación te explicamos por qué:

 

Ventajas de los paquetes Todo Incluido

Si lo que quieres tú y tu familia es simplemente descansar, disfrutar de la alberca y el mar, que los niños se diviertan y conozcan a otros niños, que disfrutes de espectáculos y de un buen trato y servicio, entonces un hotel Todo Incluido es la mejor opción, pues casi no saldrás de él y, por lo general, estos tienen muchísimas zonas y áreas para distraerte en todo el día. Podrás disfrutar de un delicioso sazón y de bebidas exquisitas.

Otra ventaja de los paquetes Todo Incluido es que, en ocasiones la diferencia de pagar un paquete sólo de desayunos a uno con esta opción, muchas veces es mínima. Por lo que te será más conveniente pagar un paquete así.

Si eres de los que te gusta disfrutar tus vacaciones y disfrutar de la coctelería o tu bebida favorita, verás que la diferencia entre un plan Todo Incluido y pagar por si sola cada bebida será abismal. Lo mismo pasa con los alimentos.

 

 

 

Desventajas de los paquetes Todo Incluido

Si tienes alma aventurera y eres de los que les gusta explorar y conocer el destino, entonces esta no será una buena opción. Generalmente cuando sales de hotel a conocer los puntos más significativos de un destino, lo más probable es que te lleve todo el día hacerlo por temas de distancia y trayectos. Lo que te obligará a buscar un lugar dónde comer algo. Prácticamente, estarías desperdiciando un paquete Todo Incluido.

Lo que te sugerimos en este tema es que busques tomar tours, ya que estos te incluyen el transporte para los traslados, las entradas a algunos sitios y la mayoría incluyen alimentos durante el recorrido. De esta manera, quizá lo que te ahorrarías en el hotel lo podrías invertir en este tipo de paseos con personal capacitado.

 

 

 

 

Así que ya lo sabes, la decisión de comprar un paquete u hotel Todo Incluido o no, dependerá del tipo de plan que tengas para tu viaje. Acércate a los expertos de Viatge – Agencia de Viajes, para que te puedan orientar y ayudar en la toma de la mejor decisión para tus próximas vacaciones.

Conoce la Importancia de planear tu viaje.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *